miércoles, 8 de diciembre de 2010

Ulúas


El Ulúa o Taulepaulua era un pueblo indígena que habitó entre Nicaragua, Honduras y El Salvador, pero es en este último país donde ha quedado más anclado el reducto de su memoria. Los conocimientos que dejaron referente a su cultura son los suficientes como para hacerse una idea del desarrollo cultural que alcanzó como pueblo y sus costumbres, que podemos encontrarlas en las de otros pueblos relacionados y emparentados culturalmente y en lugares donde habitaron y dejaron la huella de su paso en otros tiempos.

Linda A. Newson nos dice en su libro "El costo de la conquista": "El término Sumu era utilizado por los mosquitos para referirse a los grupos indígenas de la zonas montañosas del interior. Como será demostrado que los Mosquitos no emergieron como grupo lingüístico-cultural distinto sino hasta mediado del siglo XVII, no existen referencias documentales tempranas a los Sumus. Sin embargo, sí hay varias referencias a subgrupos Sumus, incluyendo los Tawahka y ulúas, algunos de los cuales vivían en Honduras. A principios del siglo XVII, los frayles Verdelete y Monteagudo encontraron "Lencas y Taguacas" en el valle de Olancho. Su ubicación en Honduras persistió hasta en el siglo XVIII pues, en 1.761, los misioneros se ocupaban en convertir a "payas, sules, taguacas y cumajas" en el valle de Agalta. Para entonces ya habían sido desplazados de la costa por los Mosquitos.

Los Ulúas era probablemente el subgrupo más extenso de los Sumus, extendiéndose hacia el oeste a Honduras y El Salvador. En el momento de la conquista española solamente quedaban remanentes en estas últimas áreas; el resto había sido desplazado por migraciones posteriores. A finales del siglo XVI, Fray Alonso Ponce observó que había Ulúas viviendo en los pueblos de Ola, Colama, Santiago Lamaciuy y Zacalí, en la jurisdicción de Choluteca. chapman señala que el uso extenso del término Ulúa en el norte del área Chibcha, sugiere que tenía un significado genérico en Chibcha, en cuyo caso no puede ser tomado como evidencia definitiva de la presencia indígenas Ulúas.

Los Sumus eran a menudo llamados "Caribes". Por ejemplo, en 1.672, mientras Fray Espino catequizaba entre los indígenas del valle de Olancho, notó que "tierra adentro" había unos "Caribes llamados taguacas". Sin embargo, está claro que el término "Caribe" no estaba restringido a los Sumus, sino que era aplicado a cualquier grupo indígena dentro del suboriente de Honduras y el oriente de Nicaragua".

Cuando se inició la Conquista, en El Salvador existía una importante área geográfica habitada por tribus ulúas donde habían fundado poblaciones como Jocoro, Comacarán y Uluazapa. Al norte tenían como vecinos a sus congéneres de Cacaopera y más tarde los de Lislique; al oriente los de Pasaquina; al sur los de Omonleo; hacia el suroeste los de Jucarán y en el sureste a los de Tzirama. En el idioma ulúa, Uluazapa significa "lugar pedregoso de los ulúas".

El pueblo de Uluazapa fue dado a los frailes seráficos de la guardianía de San Miguel el 15 de octubre de 1.577, para que se encargaran de convertir al cristianismo a sus habitantes. Según un documento franciscano que data de 1.689, San Pedro de Uluazapa tenía 156 indios de confesión. En 1.740 el número de indios tributarios era 30 y el total que habitaban Uluazapa rondaba los 150. En 1.770 eran 223 los indígenas que, distribuidos en 55 familias, habitaban en dicho lugar, como pueblo anejo de la parroquia de Ereguayquín.

Otra población salvadoreña donde podemos encontrar el rastro de su cultura extinta es Joya de Cerén, que en ulúa significa "huerta o muralla de cacaos". Un sitio arqueológico que la UNESCO declaró Patrimonio de la Humanidad en 1.993. El lugar se revela como una comunidad indígena del siglo VII, Clásico Medio, que fue sepultada por las cenizas del volcán Loma Caldera, conservando hasta nuestros días no solo las estructuras habitacionales sino también otros restos tan importantes como flora y fauna. La aldea no era nueva, poseía agricultura, estratificación social y eran conocedores de sistemas constructivos; en el sitio se puede comprobar su forma de trabajar la tierra, de construir, la distribución de los espacios y en definitiva la forma de vivir de sus antiguos habitantes.

Los ulúas estaban emparentados lingüísticamente con el sumu, forman parte de la familia que Bárbara Grimes denominó como "misumalpa"(misquito, sumu, matagalpa).

5 comentarios:

  1. Hola, es un articulo interesante excepto por decir que Joya de Cerén es el único sitio arqueológico de El Salvador.

    ResponderEliminar
  2. es confuso porque por una parte dice que los uluas havitavan el oriente del pais y por otra mencionan joya de ceren que esta en el occidente o es que fueron desplasados al oriente o ellos hulleron por las erupciones

    ResponderEliminar
  3. Los Ulùas son los mismos Lencas Taulepas que habitaron y habitan toda la Regiòn Managuara, es decir el Oriente de El Salvador, parte de Honduras, Nicaragua e incluso Costa Rica en un lugar llamado Sarapiqui. Además, el sitio arqueológico de mayor importancia son las Grutas de Corinto que en Lenca Taulepa se conocen como Ti Ketau Antawinikil origen o génesis de los Lencas que datan de más de 10,000 años adc.

    ResponderEliminar
  4. necesito la econonmia, sociedad arte y tradiciones uluas pero no hay nada de informacion gracias de todas formas.

    ResponderEliminar
  5. Antiguamente los Lencas poblaron Joya de Cerén, San Andrés y para mejor ilustración los 262 municipios fueron asentamientos lencas. Es decir, los primeros pobladores de lo que hoy es el territorio salvadoreno fueron los lencas. para investigar entonces sobre economia y cultura basta estudiar a los lencas taulepas...

    ResponderEliminar